lunes, 24 de marzo de 2014

Uñas con stickers de cristales de nieve

El sábado pasado estrené un esmalte muy llamativo, que tenía comprado hace un tiempito y nunca le llegaba la ocasión, como esta semana no trabajaba, dijo ahora o nunca...


Así que me puse a pintar con Blue me Away de la línea Xtreme Wear de Sally Hansen, son muy buenos estos esmaltes, al menos los dos que probé (este y Peach Beach, un salmón precioso), por ser de gama media ($43) son infinitamente mejores que los Hard as Nails ($30), que no cubren nada, y mucho más accesibles que los Salon Complete y los Diamond Strenght que están de $75 en adelante. 

Hice gala de pulso, no? Milagro no embadurnarme las cutículas...
Particularmente Blue me Away me encantó porque cubre en una capa! En general de esta línea les puedo decir que son muy cremosos y brillantes, con una terminación gordita y bien glossy, muy lindos.
Hasta aquí la parte seria de review, ahora se viene mi accidente-experimento y un montón de fotos (compré una app de watermark que no reduce la calidad, me encanta como están quedando ahora!).

Un par de horas más tarde, guardando unos tuppers me levanté una rodajita de esmalte de la cutícula para el centro de la uña, salieron perfectas tooodas las capas, no me hice pelota la uña de suerte, me puse una gotita de base de porcelana, un poco de esmalte encima, y si bien de color estaba perfecto, se notaba la irregularidad, así que o me sacaba la pintura de esa uña por completo y me pintaba de nuevo, o emparchaba con algo, miré qué tenía (tengo 2 o 3 cositas para aplicar nada más) y vi una planchita de stickers de cristales de nieve, eran perfectos para arriba de un esmalte turquesa, el efecto Frozen había llegado a mis manos!

En algunas fotos salen raras mis manos,
pero privilegié que el color se viera lo más fielmente posible
 (no tengo un pico de bilirrubina, tranquis!)
Los cristales de nieve venían en fondo blanco, les puse un cartoncito
 plateado para que los vean mejor, son muuuuy delicados, parecen de
encaje y tienen algunos brillitos, y dentro de todo son fáciles de usar (ojo que se rompen las puntitas)
A la mañana siguiente,  para aumentar el efecto Frozen (y poque se me despegó un sticker, el sobre decía 2 capas de top coat y de colgada le puse uno solo, no fue suficiente), para no abusar del mega shine diluído, le agregué una manito de top coat de glitter finito, uno tornasolado microscópico muy lindo (de todo moda, tenía la etiqueta de Violetta, se la volé para que mi hija no me lo quiera incautar), en el anular unos puntitos cayendo como copitos de nieve con el French Liner y sobre ellos un top coat con glitter también tornasolado,  pero de 2 tamaños, y que seca un poco mate, lo cual da un efecto interesante (y si no les gusta con top coat normal encima tienen el brillo pleno nuevamente, es de Pink Love y sale $15 en Todo Moda).


 

Los glitters de Pink Love son baratísimos y muy lindos, tienen buen surtido,
mucha cantidad de glitter y secan rápido, hay uno de hexágonos violetas y plateados
holográficos, que tienen algunos plateaditos huecos como mini engranajes que me lo van a ver pronto! 
Acá van más fotos del terminado con distintas luces y fondos, y los materiales:
Acá se nota un poquito que la terminación es un poco mate, no?


No hay comentarios.:

Publicar un comentario